Rango: -Ley+
Fecha de disposición: 20061227
Fecha de Publicacion: 30/12/2006
Número de boletín: 149
Organo emisor: PRESIDENCIA
Titulo: LEY 14/2006, de 27 de diciembre, de declaración del Parque Natural de los Valles Occidentales.

Texto
     LEY 14/2006, de 27 de diciembre, de declaración del Parque Natural de
     los Valles Occidentales.
     En nombre del Rey y como Presidente de la Comunidad Autónoma de
     Aragón, promulgo la presente Ley, aprobada por las Cortes de Aragón y
     ordeno se publique en el «Boletín Oficial de Aragón» y en el «Boletín
     oficial del Estado», todo ello de conformidad con lo dispuesto en el
     artículo 20.1 del Estatuto de Autonomía.
     PREAMBULO
     Mediante la presente Ley, dictada en virtud de las competencias
     exclusivas de la Comunidad Autónoma de Aragón en materia de espacios
     naturales protegidos y de protección de los ecosistemas en los que se
     desarrolle la pesca fluvial y lacustre, acuicultura y caza, así como
     de las competencias compartidas que ostenta en materia de protección
     del medio ambiente, se dota de cobertura legal a la propuesta de
     declaración del Parque Natural de los Valles Occidentales y su Zona
     Periférica de Protección, tal como figura en el Decreto 51/2006, de
     21 de febrero, del Gobierno de Aragón, que aprueba el Plan de
     Ordenación de los Recursos Naturales de los Valles, Fago, Aísa y
     Borau.
     La propia Ley 6/1998, de 19 de mayo, de Espacios Naturales Protegidos
     de Aragón, establece en su artículo 18 que los Parques Naturales se
     declararán por Ley de Cortes de Aragón. Por su parte, el artículo 15
     de la ley citada añade que en la correspondiente norma legal de
     declaración podrán definirse Zonas Periféricas de Protección
     destinadas a evitar los impactos ecológicos o paisajísticos de
     influencia negativa que procedan del exterior.
     La declaración del espacio como Parque Natural supone su
     incorporación a la Red Natural de Aragón, de conformidad con lo
     dispuesto en el artículo 1 de la Ley 8/2004, de 20 de diciembre, de
     medidas urgentes en materia de medio ambiente.
     Los Parques Naturales, definidos en el artículo 10 de la Ley 6/1998,
     de 19 de mayo, de Espacios Naturales Protegidos de Aragón, son
     espacios naturales «de relativa extensión, poco transformados por la
     explotación u ocupación humana, que, en razón a la belleza de sus
     paisajes, la representatividad de sus ecosistemas o la singularidad
     de su flora, de su fauna o de sus
     formaciones geomorfológicas, poseen unos valores ecológicos,
     estéticos, educativos y científicos cuya conservación merece una
     atención preferente, en los que la existencia del hombre y sus
     actividades son compatibles con el proceso dinámico de la naturaleza
     a través de un uso equilibrado y sostenible de los recursos.»
     Las valores ambientales presentes en el Parque Natural de los Valles
     Occidentales ya justificaron la designación, de acuerdo con la
     Directiva 79/409/CEE, de la Zona de Especial Protección para las Aves
     de los Valles (ZEPA ES0000137), de 31.982 hectáreas.
     Por otro lado, y de acuerdo con la Directiva 92/43/CEE, se han
     designado Lugares de Importancia Comunitaria con la finalidad de
     conservar los hábitats de ciertas especies. En el ámbito del Parque
     Natural se incluye parcialmente el Lugar de Importancia Comunitaria
     de los Valles (LIC ES2410003), de 27.058 hectáreas, y el Lugar de
     Importancia Comunitaria de los Valles Sur (LIC ES2410001), de 22.916
     hectáreas.
     Todas estas razones motivaron el inicio del procedimiento de
     aprobación del Plan de Ordenación de los Recursos Naturales de la
     Mancomunidad de los Valles, Fago, Aísa y Borau mediante Decreto
     203/1997, de 2 de septiembre, del Gobierno de Aragón, de conformidad
     con lo previsto en el Decreto 129/1991, de 1 de agosto, de la
     Diputación General de Aragón, por el que se aprueba el Reglamento del
     procedimiento de aprobación de los Planes de Ordenación de los
     Recursos Naturales.
     En el Plan de Ordenación de los Recursos Naturales de los Valles,
     Fago, Aísa y Borau, aprobado definitivamente por Decreto 51/2006, de
     21 de febrero, del Gobierno de Aragón, se propone la creación de un
     Parque Natural de 27.073 hectáreas y de una Zona Periférica de
     Protección de 7.335 hectáreas. Por consiguiente, mediante la presente
     Ley, se dota de cobertura legal a la propuesta de declaración de
     Parque Natural.
     Asimismo, con el fin de contribuir al mantenimiento del Parque
     Natural, y promover el desarrollo socioeconómico de las poblaciones
     asentadas en él o en su periferia, mediante la presente Ley se
     delimita el Area de Influencia
     Socioeconómica del Parque Natural de Los Valles Occidentales,
     integrada por el conjunto de los términos municipales donde se
     encuentra ubicado el espacio natural y su Zona Periférica de
     Protección, todo ello en virtud del artículo 16 de la Ley 6/1998, de
     19 de mayo, de Espacios Naturales Protegidos de Aragón.
     El Parque Natural de los Valles Occidentales está situado al noroeste
     de la Comunidad Autónoma de Aragón, colindando al norte con Francia
     y, al oeste, con la Comunidad Foral de Navarra. Todo su ámbito se
     incluye en la comarca de La Jacetania, y afecta a los términos
     municipales de Ansó, Valle de Hecho, Aragüés del Puerto, Borau y
     Aísa.
     El Parque abarca una importante extensión, incluyendo en su zona más
     septentrional al Pirineo axial, que constituye el eje central de la
     cordillera, y, más hacia el sur, a las sierras interiores.  Dentro de
     la primera unidad se incluyen espacios tales como la vertiente norte
     de Sierra Bernera, el Castillo d«Acher, Acherito, Aguas Tuertas y el
     ibón d'Estanés. Geomorfológicamente, destacan grandes escarpes sobre
     terrenos calcáreos, con pequeños rellanos en las cumbres, así como
     valles en dirección W-E sobre afloramientos de arcillas y pizarras,
     siendo el valle de Guarrinza el ejemplo más característico. Respecto
     a las sierras interiores, estas se disponen en dirección W-E,
     conformando un
     cordal de crestas a partir de areniscas y calizas terciarias. Se
     localizan enclaves como los picos Bisaurín, Aspe, Mesa de los Tres
     Reyes, Peña Forca y Ezcaurri, así como cañones encajados abiertos por
     los ríos, como la Foz de Boca del Infierno, en el Valle de Hecho.
     Destaca igualmente la existencia de un importante sistema kárstico.
     Las características climáticas, condicionadas por la altitud y por
     influencias atlánticas, configuran un tapiz vegetal de gran valor
     natural y socioeconómico, siendo el sustento de una ganadería con
     gran peso y tradición en estos valles.
     Desde un punto de vista florístico, existen dos zonas calificadas
     como enclaves de interés botánico, con una alta diversidad de flora.
     Los macizos de Peña Forca, Petraficha y la Mesa de los Tres Reyes
     constituyen el primero de ellos. El segundo, se sitúa en los macizos
     de Aspe y Bisaurín, llegando hasta el macizo de Collarada, ya fuera
     de los límites del Parque Natural propuesto.
     Entre los ambientes florísticos, deben destacarse los pastos alpinos
     y subalpinos, por albergar la mayor parte de las plantas consideradas
     raras, así como gran parte de los endemismos pirenaicos localizados
     dentro del Parque.
     Igualmente, deben destacarse las masas forestales, por su gran valor
     biológico, de pino negro (Pinus uncinata), haya (Fagus sylvatica) y
     abeto (Abies alba). Existen también otras especies a tener muy en
     cuenta por encontrase incluidas en el Catálogo de Especies Amenazadas
     de Aragón. Entre ellas, destaca, por su condición de especie en
     peligro de extinción, Buxbaumia viridis, y, por su calificación de
     especie sensible a la alteración de su hábitat, Arctostaphylos
     alpinus. Por otro lado, existe presencia de otras seis especies
     calificadas como vulnerables y de nueve calificadas de interés
     especial.
     Faunísticamente, el Parque Natural cuenta con una gran riqueza de
     especies dada su diversidad e importancia ecológica. Destaca la
     presencia de tres especies calificadas en peligro de extinción, como
     son el oso (Ursus arctos), el quebrantahuesos (Gyapetus barbatus) y
     el pico dorsiblanco (Dendrocopus leucotos). Existen otras siete
     especies sensibles a la alteración de su hábitat, que son la nutria
     (Lutra lutra), la bermejuela (Chondrostoma arcasii), el aguilucho
     pálido (Circus cyaneus), el milano real (Milvus milvus), el urogallo
     (Tetrao urogallus aquitanicus), la rana pirenaica (rana pyrenaica), y
     Osmoderma eremita. Finalmente, hay presencia de otras nueve especies
     calificadas como vulnerables y de una especie calificada de interés
     especial.
     Desde un punto de vista socioeconómico, en los municipios incluidos
     en el Parque Natural de los Valles Occidentales había empadronados, a
     fecha de 1 de enero de 2005, 2.131 habitantes. La densidad media es
     de 3,11 hab./Km2. Dicha población se caracteriza por tener un
     importante envejecimiento.
     Las actividades económicas de este espacio tienen una relación muy
     directa con su medio físico. Su estructura productiva tradicional
     está basada en las actividades ganaderas y forestales, si bien se
     encuentran en un proceso de transformación y adecuación a los nuevos
     tiempos. En los últimos años se han iniciado y desarrollado modelos
     de terciarización del tejido y la actividad productiva, surgiendo
     actividades ligadas al turismo que han cambiado la fisonomía laboral
     de este espacio.
     En líneas generales, el tejido productivo se puede caracterizar por
     su reducida actividad, el pequeño tamaño de sus empresas, su carácter
     familiar, su dedicación a tiempo parcial y su elevada temporalidad
     general.
     Se crea, mediante esta Ley, un Patronato que se configura como un
     órgano consultivo y de participación social, con el objeto de
     colaborar en la gestión del Parque Natural, que recae en las figuras
     del Director del Parque Natural y del Gerente de desarrollo
     socioeconómico.
     Finalmente, la Ley prevé la elaboración de un Plan Rector de Uso y
     Gestión que desarrolle las previsiones del Plan de Ordenación de los
     Recursos Naturales en el ámbito geográfico del Parque y su zona
     Periférica de Protección.
     Artículo 1.-Objeto y finalidad.
     1. El objeto de esta Ley es la declaración del Parque Natural de los
     Valles Occidentales y su Zona Periférica de Protección, con los
     límites señalados en el anexo.
     2. Dicha declaración tiene como finalidad establecer un régimen
     jurídico para la protección y gestión del Parque Natural y su Zona
     Periférica de Protección, así como salvaguardar sus valores
     naturales, su fauna, su flora, sus paisajes, sus formaciones
     geomorfológicas, conservar y potenciar sus ecosistemas y garantizar
     el uso racional de sus recursos naturales, promoviendo, asimismo, el
     desarrollo socioeconómico de su área de influencia y el esparcimiento
     y disfrute público, asumiendo, además, los compromisos
     internacionales en materia de conservación.
     Artículo 2.-Area de Influencia Socioeconómica.
     1. Con objeto de contribuir a elevar la calidad de vida de los
     municipios correspondientes, se crea el Area de Influencia
     Socioeconómica del Parque, constituida por el conjunto de los
     términos municipales de Ansó, Valle de Hecho, Aragüés del Puerto,
     Aísa y Borau, incluyéndose las Mancomunidades forestales de
     Aragüés-Jasa y Ansó-Fago.
     2. El Gobierno de Aragón dictará medidas específicas para la
     promoción socioeconómica del área, disponiendo anualmente de una
     partida presupuestaria para dicha finalidad. Las partidas que se
     asignen tendrán en consideración el programa de actuaciones e
     inversiones previsto en el apartado 3 del artículo 5.
     Artículo 3.-Competencia.
     La administración del Parque Natural, así como la ejecución de
     cualesquiera medidas de protección en la Zona Periférica y de las
     medidas de fomento en el Area de Influencia Socioeconómica,
     corresponde al Departamento competente en materia de medio ambiente.
     Artículo 4.-Organos de gestión.
     Son órganos de gestión del Parque, el Director, el Patronato y el
     Gerente.
     Artículo 5.-Dirección del Parque.
     1. La dirección de la administración y gestión del Parque corresponde
     al Director del Servicio Provincial de Huesca del Departamento
     competente en materia de medio ambiente.
     2. Corresponde al Director la gestión ordinaria del Parque Natural,
     de acuerdo con el Plan de Ordenación de los Recursos Naturales y el
     correspondiente Plan Rector de Uso y Gestión, así como la aplicación
     de la normativa de protección en el interior
     del Parque y de la Zona Periférica de Protección.
     3. El Director, conjuntamente con el Gerente, elevará anualmente al
     Patronato, para su aprobación, una memoria de gestión y un programa
     de actuaciones e inversiones en el Parque y en su Zona Periférica de
     Protección.
     Artículo 6.-Gerencia del Parque.
     Corresponde al Gerente el fomento del desarrollo socioeconómico del
     Parque, de la Zona Periférica de Protección y su Area de Influencia
     Socioeconómica o de la Red Natural correspondiente, así como la
     realización de cualquier actuación o inversión, de acuerdo con los
     términos fijados en la correspondiente encomienda de gestión del
     Departamento competente en materia de medio ambiente al ente
     instrumental en que se integre el Gerente.
     Artículo 7.-Patronato.
     1. Para colaborar en la gestión del Parque se crea un Patronato, que
     se configura como un órgano consultivo y de participación social,
     conforme a lo previsto en la legislación en materia de espacios
     naturales protegidos.
     2. El Patronato, que estará adscrito, a efectos administrativos, al
     Departamento competente en materia de medio ambiente, tendrá la
     siguiente composición:
     a) Un representante del Departamento de Medio Ambiente del Gobierno
     de Aragón.
     b) Un representante del Departamento de Economía, Hacienda y Empleo
     del Gobierno de Aragón.
     c) Un representante del Departamento de Agricultura y Alimentación
     del Gobierno de Aragón.
     d) Un representante del Departamento de Obras Públicas, Urbanismo y
     Transportes del Gobierno de Aragón.
     e) Un representante del Departamento de Industria, Comercio y Turismo
     del Gobierno de Aragón.
     f) Un representante del Departamento de Salud y Consumo del Gobierno
     de Aragón.
     g) Un representante de cada uno de los ayuntamientos de los términos
     municipales que se encuentren incluidos en el Area de Influencia
     Socioeconómica.
     h) Un representante de cada una de las mancomunidades forestales que
     se encuentren incluidas en el Area de Influencia Socioeconómica.
     i) Un representante de la Comarca de La Jacetania.
     j) Un representante de la Confederación Hidrográfica del Ebro.
     k) Dos representantes de organizaciones de conservación de la
     naturaleza con implantación en Aragón, elegidos en convocatoria
     pública.
     l) Un representante de la Federación Aragonesa de Montañismo.
     m) Un representante de la Universidad de Zaragoza.
     n) Un representante del Instituto Pirenaico de Ecología de Jaca
     (Consejo Superior de Investigaciones Científicas).
     ñ) Un representante del Consejo de Protección de la Naturaleza de
     Aragón.
     o) Dos representantes de los propietarios privados de terrenos
     incluidos en el Parque Natural, elegidos entre los propietarios en
     convocatoria pública.
     p) Un representante de las organizaciones agrarias con implantación
     en la comarca.
     q) Un representante de las asociaciones profesionales de ganaderos
     implantadas en la comarca.
     r) Dos representantes de las asociaciones de carácter socioeconómico
     con implantación en el Area de Influencia Socioeconómica, elegidos
     entre ellos en convocatoria pública.
     s) Un representante del Instituto Aragonés de Antropología.
     t) El Director del Parque Natural.
     u) El Gerente del Parque.
     v) Un funcionario del Gobierno de Aragón, que actuará como
     secretario, con voz pero sin voto.
     3. El Presidente del Patronato será nombrado de entre sus miembros
     por el Gobierno de Aragón, a propuesta del Consejero competente en
     materia de medio ambiente, oído el Patronato.
     4. En su actuación, el Patronato velará por el cumplimiento de los
     objetivos y normas contenidas en el Plan de Ordenación de los
     Recursos Naturales y en el Plan Rector de Uso y Gestión del Parque.
     Artículo 8.-Funciones del Patronato.
     1. Son funciones del Patronato, como mínimo, las siguientes:
     a) Promover cuantas gestiones y actividades considere oportunas a
     favor del Parque Natural.
     b) Velar por el cumplimiento de las normas establecidas en el Parque
     Natural.
     c) Informar preceptivamente, y con anterioridad a su aprobación, los
     distintos instrumentos de planificación para el uso y gestión del
     Parque Natural, así como sus revisiones.
     d) Aprobar las memorias anuales de actividades y resultados
     elaborados por el Director y el Gerente del espacio, proponiendo las
     medidas que considere
     necesarias para corregir disfunciones o mejorar la gestión.  Dichas
     memorias se remitirán al Consejo de Protección de la Naturaleza.
     e) Informar los planes anuales de trabajo a realizar en el Parque
     Natural.
     f) Informar sobre cualquier clase de proyectos, trabajos, obras o
     planes de investigación que se pretendan realizar en el interior del
     Parque Natural, que no estén incluidos en los correspondientes
     planes.
     g) Informar los proyectos de actuación compensatoria a realizar en el
     Area de Influencia Socioeconómica.
     h) Elaborar sus propios presupuestos.
     i) Elaborar y aprobar su reglamento de régimen interior.
     j) Informar las propuestas de modificación de límites del Parque
     Natural.
     k) Proponer medidas de difusión e información de los contenidos y
     valores del Parque Natural.
     l) Proponer medidas que favorezcan el ejercicio de actividades
     tradicionales.
     m) Cualquier otra función encaminada a un mejor cumplimiento de los
     objetivos de la declaración del Parque Natural.
     Artículo 9.-Plan Rector de Uso y Gestión.
     1. El Director del Parque elaborará un Plan Rector de Uso y Gestión,
     que será sometido a información pública y audiencia de los
     interesados y de los Ayuntamientos implicados, solicitando informe al
     Consejo de Protección de la Naturaleza. Una vez informado por el
     Patronato del Parque, su aprobación definitiva corresponderá al
     Gobierno de Aragón. Tendrá vigencia indefinida, debiendo ser revisado
     para adaptarlo a nuevas circunstancias del espacio.
     2. El Plan Rector de Uso y Gestión desarrollará las previsiones del
     Plan de Ordenación de los Recursos Naturales en el ámbito del Parque
     y su Zona Periférica de Protección.
     3. Las normas generales de uso y gestión del Parque y su Zona
     Periférica de Protección contenidas en el Plan Rector de Uso y
     Gestión se referirán al menos a los siguientes aspectos:
     a) Regulación de los aprovechamientos tradicionales de los recursos
     naturales que sean compatibles con la conservación.
     b) Regulación de las actividades ligadas al disfrute de la
     naturaleza, incluyendo la observación de la fauna silvestre.
     c) Regulación de las actividades ligadas a la investigación y la
     educación ambiental.
     d) Regulación del acceso y circulación de personas y animales en el
     territorio afectado, en función de las necesidades de conservación.
     e) Delimitación de Zonas de uso limitado, con especial atención al
     paraje de Gamueta, dada la presencia de especies como el pico
     dorsiblanco, el urogallo y el oso.
     f) Actuaciones que deban desarrollarse para la mejora o restauración
     del medio natural.
     4. El Plan desarrollará igualmente el Programa de Actuaciones para
     cumplir los objetivos de la declaración con respecto a la
     conservación del espacio, el uso público y el desarrollo
     socioeconómico.
     Artículo 10.-Declaración de utilidad pública.
     La declaración del Parque Natural lleva implícita la de utilidad
     pública, a efectos expropiatorios, de los bienes y derechos
     afectados, y la facultad de la Administración para el ejercicio de
     los derechos de tanteo y retracto en las transmisiones onerosas ínter
     vivos de terrenos situados en el interior del mismo.
     Artículo 11.-Régimen de suspensión y nulidad.
     1. El Departamento competente en materia de medio ambiente ordenará
     la suspensión inmediata de cualquier actividad, obra o
     aprovechamiento que vulnere lo dispuesto en esta Ley y demás
     disposiciones que la desarrollen, adoptando las medidas necesarias
     para su efectivo cumplimiento.
     2. Son nulas de pleno derecho las concesiones, las licencias y las
     autorizaciones administrativas que fueran otorgadas contraviniendo lo
     establecido en esta Ley, así como en los instrumentos de
     planificación y demás normas que la desarrollen.
     Artículo 12.-Régimen sancionador y reparación del daño..
     1. Las infracciones a lo dispuesto en esta Ley, en el Plan de
     Ordenación de Recursos Naturales y en el Plan Rector de Uso y
     Gestión, así como en los planes especiales que los desarrollen, se
     sancionarán con arreglo a lo dispuesto en la legislación en materia
     de conservación de espacios naturales, flora y fauna silvestres.
     2. Independientemente de las sanciones que en cada caso procedan, el
     infractor deberá reparar los daños y perjuicios ocasionados, debiendo
     proceder a la restauración del medio natural al estado anterior al de
     la comisión de la infracción en los términos que se fijen por el
     Departamento competente en materia de medio ambiente en la resolución
     correspondiente.
     Artículo 13.-Acción pública.
     Será pública la acción para exigir ante la Administración y los
     tribunales el cumplimiento de lo dispuesto en esta Ley, así como en
     los instrumentos de planificación y demás normas que la desarrollen.
     Disposición adicional primera.-Compatibilidad con otras figuras de
     protección.
     La creación del Parque Natural de los Valles Occidentales es
     compatible con el resto de figuras de protección existentes: la
     Reserva de Caza de los Valles; la Zona de Especial Protección para
     las Aves de los Valles (ZEPA ES0000137), que incluye la totalidad de
     la Reserva de Caza de los Valles y fue ampliada hacia la Sierra de
     Vedado-Lenito-Gabás mediante la Orden de 20 de agosto de 2001 del
     Departamento de Medio Ambiente y los Lugares de Importancia
     Comunitaria de los Valles (LIC ES2410003), y los Valles Sur (LIC
     ES2410001).
     Disposición adicional segunda.-Integración en la Red Natural de
     Aragón.
     De conformidad con lo previsto en la Ley 8/2004, de 20 de diciembre,
     de medidas urgentes en materia de medio ambiente, el Parque Natural
     de los Valles Occidentales se integra en la Red Natural de Aragón.
     Disposición adicional tercera.-Constitución del Patronato.
     El Patronato del Parque Natural deberá quedar constituido en el plazo
     de tres meses desde la entrada en vigor de esta Ley.
     Disposición adicional cuarta.-Autorizaciones en el Area de Influencia
     Socioeconómica.
     De manera excepcional, en el ámbito del Area de Influencia
     Socioeconómica del Parque Natural podrán autorizarse actividades de
     reducida entidad relativas al mantenimiento de infraestructuras y
     aquellas que aprovechen recursos endógenos de interés estratégico
     local, siempre que no comprometan los objetivos básicos del Plan de
     Ordenación de los Recursos Naturales.
     Disposición transitoria única.-Normativa aplicable a las concesiones
     en tramitación a la entrada en vigor de la Ley.
     El otorgamiento de concesiones administrativas vinculadas a usos que
     afecten a superficie incluida en el Parque, que se encuentren en
     tramitación a la entrada en vigor de la presente Ley, se ajustará a
     lo dispuesto en esta.
     Disposición final única.-Habilitación reglamentaria.
     El Gobierno de Aragón podrá dictar las disposiciones necesarias para
     el desarrollo y cumplimiento de la presente Ley.
     ANEXO DELIMITACION DEL PARQUE NATURAL DE LOS VALLES OCCIDENTALES Y SU
     ZONA PERIFERICA DE PROTECCION
     Delimitación del Parque Natural
     de los Valles Occidentales.
     El Parque Natural de los Valles Occidentales coincide con el Lugar de
     Importancia Comunitaria de los Valles (LIC ES2410003), salvo pequeñas
     modificaciones en fondos de valle del barranco de l'Espital, y los
     ríos Aragón Subordán, Osía y Estarrún, con las que se excluyen los
     campos de labor de dichas zonas.
     Norte: desde la cumbre de la Mesa de los Tres Reyes, donde confluyen
     los límites entre la Comunidad Foral de Navarra, Aragón y la frontera
     con Francia, el límite sigue la frontera con Francia hasta el collado
     de Tortiellas, en la margen derecha del barranco de Aspe, en la
     divisoria de aguas entre este barranco y el río Aragón. Desde este
     punto continúa hacia el sur por el límite del término municipal de
     Ansó hasta la cumbre del pico de la Garganta.
     Este: desde la cumbre del pico de La Garganta continúa por la
     divisoria de aguas entre el río Estarrún y el barranco de Tortiellas
     hasta alcanzar la cumbre del pico de Tortiellas. Desde este punto se
     continúa hacia el sur siguiendo la línea límite del término municipal
     de Borau, en el paraje denominado «Los Lecherines». En esta zona, y
     siguiendo el término municipal de Borau, linda al este con el término
     municipal de Canfranc, continuando la colindancia con el término de
     Villanúa, hasta el punto donde confluyen los límites de los términos
     de Borau, Villanúa y Aísa. Prosigue el límite Este por la divisoria
     municipal entre Borau y Villanúa hasta alcanzar el refugio de Lierde.
     Sur: partiendo del Refugio de Lierde, el límite del Parque asciende
     por el barranco del mismo nombre, saliendo del cauce en su cabecera y
     alcanzando en línea recta el pico Sayerri. Desde este pico, desciende
     por el barranco Repafeita, dejando fuera del parque los campos de
     labor, hasta alcanzar el fondo de valle del
     río Estarrún. Desde este punto, y hasta el barranco de Sibiscal, el
     límite del parque realiza un rodeo para excluir los campos de labor
     situados junto a la caseta de Caiz y los situados en el tramo bajo
     del barranco anteriormente mencionado. Este barranco sirve de límite
     hasta alcanzar el collado situado entre el pico Cucuruzuelo (1.972) y
     la cota 1.991 situada al noreste del mismo.  Desde este punto, el
     límite desciende a coger el barranco Fiñazal, alcanzando así el valle
     del río Osía. El límite asciende hasta el norte, dejando fuera del
     parque los campos de labor situados en la margen izquierda del río
     Osía, y, tras dar un rodeo a los mismos, asciende por el barranco de
     los Cambones, quedando igualmente excluidos los campos de labor
     situados en su tramo bajo. Siguiendo este barranco, y el posterior
     barranco de Gabás, el límite del parque alcanza la cota 2.161 de la
     sierra de Gabás. Después, el límite sigue la línea de cumbres hasta
     llegar a la Punta de l'Acuta (2.016), para descender posteriormente
     por el barranco que, desde esta punta, drena las aguas hacia el río
     Aragón Subordán. En este punto, el límite gira al norte, dejando
     fuera los campos de labor del paraje de El Bordón y siguiendo el
     cauce del río anteriormente mencionado desde el túnel carretero de
     Peña Jaén hasta llegar al barranco Lenito, realizando el límite del
     Parque Natural un rodeo aguas arriba en el propio Aragón Subordán,
     para dejar fuera del Parque Natural los campos de labor allí
     situados. El límite asciende por el barranco anteriormente citado,
     hasta llegar al collado de Lenito de Abajo, para descender
     posteriormente por el barranco de la Reclusa hasta el barranco del
     L'Espital. Desde allí asciende por el Barcal de Segarra hasta
     alcanzar el límite municipal entre Valle de Echo y Ansó, para,
     siguiendo este límite, llegar la cima denominada «Pueyo de Segarra»
     (1.994). Desde este pico, el límite del parque desciende por el
     Barranco de Marcón hasta el río Beral.  Posteriormente, el límite
     sigue el cauce del río Beral hasta el barranco de Ezcaurri y, desde
     allí, hasta la divisoria administrativa entre Navarra y Aragón.
     Oeste: partiendo de la cabecera del barranco de Ezcaurri, en el
     límite entre Navarra y Aragón, y hasta alcanzar la cima de La Mesa de
     los Tres Reyes, el límite del parque viene definido por el límite
     administrativo entre ambas comunidades autónomas.
     Delimitación de la Zona Periférica de Protección.
     Norte: el límite norte de la Zona Periférica de Protección coincide
     con el límite sur del Parque Natural de los Valles Occidentales.
     Este: partiendo del refugio de Lierde, el límite de la Zona
     Periférica de Protección sigue la divisoria municipal entre los
     municipios de Borau y Villanúa y, posteriormente, la divisoria entre
     Borau y Castiello de Jaca, hasta llegar al camino de Aguachinales.
     Sur: el camino de Aguachinales, partiendo desde la divisoria entre
     Borau y Castiello de Jaca, sirve de límite por el sur.  Dicho límite
     continúa posteriormente por el camino de Agustín y el camino de las
     Palangosas. En la confluencia de este camino con el barranco de
     Vozarrón, el límite torna dirección oeste hasta la Caseta del Matón,
     desde donde, tras cruzar el río Estarrún, asciende por el barranco
     Picarizola hasta el monte del mismo nombre y cruza hacia el oeste
     hasta alcanzar el río Osía, pasando por el cerro del Cotato. Una vez
     atravesado dicho río, asciende por la divisoria entre los barrancos
     de Tumulo y Los Cambones, hasta alcanzar el cerro Maíto. Desde este
     cerro el límite continúa en línea recta en dirección oeste hasta el
     barranco de Romaciete, girando dirección noroeste hasta el barranco
     de Ramírez. Tras cruzar este barranco, el límite gira dirección
     suroeste y sigue el sendero que, pasando junto a la borda de Lo
     Blanco, se dirige hacia la cumbre con cota 1.365. Sin llegar a esta
     cota, el límite gira en dirección noroeste, cruzando el barranco de
     San Juan y el barranco de Bernaza, para dirigirse posteriormente
     hacia el paraje de Las Pocilgas y, desde allí, en dirección noroeste,
     hasta el fondo de valle del río Aragón Subordán. El límite realiza un
     rodeo por dicho fondo de valle, hasta alcanzar la borda Peletas y el
     paraje de Lo Bordón, en las cercanías del túnel carretero de la Peña
     Jaén, dejando fuera de la Zona Periférica de Protección todos los
     campos de labor de fondo de valle tanto del río Aragón Subordán como
     de su afluente por la margen derecha, el barranco de l'Espital. A la
     altura de la borda de Pregoy, el límite de dicha Zona Periférica
     asciende en dirección este hasta alcanzar la cota 1.150, para girar
     posteriormente en dirección sur hasta alcanzar el límite
     administrativo entre Ansó y Valle de Echo. Después, el límite marca
     una línea recta en dirección noroeste, siguiendo la misma dirección
     que el camino que discurre por el paraje de «Espelunga de Pavirrio».
     Posteriormente, el límite cruza el barranco de Capité y asciende
     hasta el Monte de «Izquierda del Beral». Desde este punto, el límite
     de la Zona Periférica de Protección cruza el barranco de Onorós y se
     dirige en dirección noroeste hacia el camino que atraviesa el
     barranco de Segarra. Este camino marca el límite, cruzando el
     mencionado barranco hasta llegar a la divisoria entre el barranco de
     Sansorria y el río Beral. El límite desciende por esta divisoria
     hasta el cauce del río Beral.  Tras cruzar dicho cauce, el límite
     asciende por la divisoria izquierda del barranco de Zordoqui, hasta
     alcanzar el límite administrativo entre Aragón y Navarra.
     Oeste: desde la cabecera del barranco de Zordoqui, y hasta la
     cabecera del barranco de Ezcaurri, el límite oeste de la Zona
     Periférica de Protección coincide con el límite administrativo entre
     Navarra y Aragón.
     Así lo dispongo a los efectos del artículo 9.1 de la Constitución y
     los correspondientes del Estatuto de Autonomía de Aragón.
     Zaragoza, 27 de diciembre de 2006.
     El Presidente del Gobierno de Aragón, MARCELINO IGLESIAS RICOU